Los Japoneses también recibieron a Joe Ferreyra. Fue un tiempo indescriptible en la misma presencia del Espíritu Santo. Milagros señales y maravillas ocurrieron en las instalaciones de la iglesia de Shinshiro Japón, ministros fueron bendecidos y varios milagros ocurrieron en esos días. Seguimos orando por toda Asia para que Dios avive su fuego en medio de estos países.

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.